22 de febrero de 2024

Fue daño en propiedad ajena, no un atentado contra Yolanda Caballero: Montserrat Caballero

“Hay que llamar las cosas como son, fue un daño en propiedad ajena, no un atentado. Un atentado es cuando una persona se encuentra ahí”, afirmó la alcaldesa.

“Hay que llamar las cosas como son, fue un daño en propiedad ajena, no un atentado. Un atentado es cuando una persona se encuentra ahí”, afirmó la alcaldesa.

Por Rodrigo Medeles Ruiz.

Tijuana BC 8 de febrero de 2024.-Cuestionada por medios de comunicación en torno al caso de la quema del vehículo de la periodista Yolanda Caballero, la alcaldesa Montserrat Caballero Ramírez, dijo que fue un daño en propiedad ajena, no un atentado.

“Hay que llamar las cosas como son, fue un daño en propiedad ajena, no un atentado. Un atentado es cuando una persona se encuentra ahí”, afirmó la alcaldesa.

La edil expresó su deseo de que se encuentre a los responsables del ataque, pero dejó en claro que la absoluta responsabilidad es de la fiscalía; pues acusó a Yolanda Caballero de impedir que la Policía Municipal participara en los hechos como primer respondiente.

“Y la absoluta responsabilidad, (y digo absoluta, radica en la fiscalía) porque la ¡señorita! no permitió que la Policía Municipal participará como primer respondiente”.

En este punto es importante precisar que, los policías municipales que arribaron a la calle Circuito Loma Dorada, en Loma Dorada para atender el reporte por el vehículo siniestrado, elaboraron el informe preliminar de los hechos sin algún contratiempo.

Hay que añadir que también solicitaron al director de este medio de comunicación los detalles de lo ocurrido, así como su identificación oficial que provee el Instituto Nacional Electoral (INE) con la finalidad de elaborar un parte informativo de los hechos.

Por lo tanto, si la alcaldesa de Tijuana ignora que estos datos se entregaron a sus policías y le omitieron datos y detalles importantes, existe la interrogante de ¿para qué los solicitaron? ¿por qué nos los entregaron?

Abogados penalistas coinciden en que, el acto de quemar un vehículo sin que propicie un daño físico a una persona, se puede considerar un delito patrimonial, el cual representa un daño en propiedad ajena.

Sin embargo, precisan que, en el caso de vehículo de Yolanda Caballero, existe predeterminación para cambiar la voluntad de un periodista, es decir, que hay actos claros para lograr intimidación y daño psicológico. Por tanto, coinciden que la alcaldesa Montserrat Caballero, trata de trivializar los hechos cometidos en la ciudad que gobierna.

Además, encuentran que nuevamente la alcaldesa de Tijuana utiliza términos despectivos en contra de Yolanda Caballero al mencionar oraciones como que, “la ¡señorita! no permitió que la Policía Municipal participará como primer respondiente”.

Pues recordar que “señorita” es un adjetivo que puede emplearse para como una expresión insultante “¡La señorita dice que ella no lava la ropa”! o “la ¡señorita! no permitió que la policía participará!”.

La alcaldesa reafirmó su desconfianza en la fiscalía estatal al mencionar que esperaba que fuera la fiscalía federal la que atrajera la investigación en torno a Yolanda Caballero, pues le saltan dudas del ¿Por qué la periodista tuvo apoyo inmediato de la fiscalía al mando de María Elena Andrade Ramírez, titular de la FGE en Baja California?

“Sigo teniendo la duda en razón de, ¿por qué tan rápidamente tuvo acceso a la fiscalía. ¿Un ciudadano no tiene la capacidad o facultad para permitir o no, que trabaje la Policía Municipal?

Al final, Montserrat Caballero, dijo sentirse libre de responsabilidades al ser la propia periodista la que durante una entrevista la deslindó de los hechos (ataque) que en algún momento se le imputaron.

Esto, es algo en lo que la alcaldesa se equivoca, pues Yolanda Caballero no la acusa de ser responsable del ataque, sino mas bien de formar un ambiente enrarecido y peligroso a su alrededor por los desafortunados comentarios que a título personal realiza junto a sus empleados en la red social de la periodista.

Deja un comentario