Salud

Inevitables los contagios de Covid-19 en lugares cerrados porque no se purifica el aire

El

Tijuana BC 9 de diciembre de 2020.-En diversos países avanzados, el uso de sistemas de desinfección especiales en los sistemas de climatización o aire acondicionado es obligatorio, esto como parte de los protocolos sanitarios para reducir la propagación del coronavirus en espacios cerrados, sin embargo, en nuestro país no se exige a las empresas y comercios su utilización para eliminar los virus y bacterias suspendidas en el aire.

En Estados Unidos, Europa y, recientemente, en Latinoamérica, en Perú, es una regla para los establecimientos el uso de sistemas de luz ultravioleta como medida sanitaria, ya que elimina el 99% de los virus, bacterias y hongos.

El pasado mes de julio, un grupo 230 científicos, de 32 países, entregaron una carta a la Organización Mundial de la Salud (OMS) para pedir que el organismo reconozca la transmisión del Covid 19 por medio del aire y no solo por el contacto físico y superficies, la cual fue publicada por el New York Times.

Los científicos afirmaron que la propagación del Covid 19 puede ocurrir a través de  pequeñas partículas que permanecen en el aire por espacio de tres horas, y que pueden viajar a más de medio metro de distancia. 

Estas partículas se generan cuando las personas tosen, hablan, cantan o estornudan, también conocidas como aerosoles.

Al entrevistar a directores de hospitales, escuelas, restaurantes y diversos negocios de Baja California, encontramos que solo algunos hospitales sí cumplen con erradicar los patógenos suspendidos en el aire, pero que lo hacen desde antes de la pandemia.

El resto comentó que cumplen con las medidas básicas de aplicación de gel antibacterial, toma de temperatura a las personas, uso del tapete sanitizante y desinfección de  las superficies, pero, al no estar obligados por la autoridad de purificar el aire, son medidas de poca ayuda ante partículas tan pequeñas como el Covid-19

Al respecto, la infectóloga e internista, Dra. Diana Minerva Rojas Flores, sentenció que muchos virus, que son microorganismos no vivos, se pueden transmitir por vía aérea debido a que se mantienen suspendidos en el aire en forma de pequeñas partículas.

“En el caso del Covid, puede mantenerse suspendido en el aire de 2 a 3 horas en el lugar donde la persona habló, cantó, o donde presentó tos o estornudo”, señaló.

Explicó que la concentración del virus en el medio ambiente dependerá de algunos factores como: si el lugar donde se esparció es cerrado, en qué etapa de contagio estaba la persona y cuánto tiempo estuvo expuesto al expulsar las partículas.

Por ejemplo, si dura un minuto hablando, probablemente sean 10 mil copias de virus suspendidas, pero si dura 5 minutos, puede ser hasta un millón.  

Añadió que en un estornudo o una tos el virus puede tener un alcance de hasta 2 metros y medio, sin embargo, hablar es mucho más peligroso porque es más constante y, por lo tanto, se expulsa una mayor cantidad de partículas.   

“Los lugares con mayor riesgo de contaminación son aquellos donde hay más concentración de personas, por ejemplo, restaurantes, bancos, cines,  plazas comerciales, escuelas, oficinas, porque son lugares cerrados y estas partículas pueden circular por todo el ambiente al no existir separaciones en los interiores”, subrayó la Dra. Rojas Flores.

En ese sentido, la OMS publicó en su portal que si un sistema de ventilación está debidamente equipado, el riesgo de transmisión no debería ser significativo, ello significa que se debe inspeccionar periódicamente y utilizar los filtros más eficientes; éstos se cambian de acuerdo con las recomendaciones del fabricante y los sistemas de conductos se limpian continuamente.

Sin embargo, en México la normatividad no especifica con claridad qué tipo de filtros son los adecuados.

Según los Lineamientos Técnicos Específicos para Reapertura de las Actividades Económicas, publicados el pasado 29 de mayo, el establecimiento “deberá vigilar que funcionen adecuadamente y cuenten con cambios de filtros acorde a lo establecido por el proveedor”.

Las autoridades estatales encargadas de garantizar que los comercios cumplan con los protocolos sanitarios, desconocen o incumplen con la supervisión de la calidad del aire, cuyo fin es evitar la propagación de Covid 19.

El Secretario de Salud de Baja California, Alonso Pérez Rico, dijo que se puede optar por los filtros Hepa y la tecnología de luz ultravioleta, pues ambos “métodos de sanitizar son completamente válidos, siempre y cuando cumplas con algún método de sanitización en forma efectiva, en forma constante y que se te verifique el aire”.

Al preguntarle sobre qué tipo de establecimientos deben cumplir con esta normatividad, respondió que no hay establecimiento en particular, sino que todos aquellos lugares cerrados tienen la obligación de mantener buena ventilación y algún tipo de desinfección.

“Si la sanitización es con agua con cloro a disolución a 10 por ciento, o es un ultravioleta que lo pones, se sanitiza completamente, o si es por vapor seco o si es algún otro tipo de sanitización, eso es válido, siempre y cuando se haga en forma continua”, apuntó. 

Pérez Rico aseguró que la Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Coepris) es la encargada de revisar la calidad del aire en los establecimientos, y cuando se hace un señalamiento por parte de la ciudadanía, lo realiza el Departamento de Epidemiología de la Secretaría de Salud.

Al cuestionar al titular de la Coepris, David Gutiérrez Inzunza, respondió que desconocía el tema, esto durante la presentación del “Reforzamiento de las estrategias y protocolos en el sector gastronómico”.

“Tendría que checar si hay un protocolo en cuanto al tema de aire acondicionado. Seguramente debe de haber, pero, para no equivocarme en alguna apreciación, o algún grado, o en alguna situación especial del aire, tengo que checarlo”, expresó el funcionario.

Contrario a lo que ocurre en nuestro país, ante la temporada invernal en Estados Unidos el uso de tecnología de luz ultravioleta es obligatorio, ya que el clima hace que las personas se resguarden en espacios cerrados y con ello existe un mayor riesgo de contagio.

Cristian Rendón, técnico de instalación de aire acondicionado en el área de San Diego, California, precisó que existe una alta demanda de este tipo de sistemas UV-C,  por lo que en comercios y casas habitación han estado cambiando los filtros de polvo y Hepa por los de luz ultravioleta, aun cuando son más costosos.

“A los comercios que vamos nos dicen que les pongamos el ultravioleta porque se los están pidiendo las autoridades de salud en Estados Unidos, para que continúen abiertos”, expuso.

Cabe mencionar que este tipo de sistemas de luz ultravioleta son usados comúnmente en hospitales que cuentan con quirófanos, mucho antes del inicio de la pandemia por Covid 19, como es el caso del Hospital Limarp, en Tijuana, el cual realiza cirugías bariátricas.

La directora y fundadora de Limarp, Dra. Lisa María Pompa González,  comentó que en su hospital cuentan con sistemas de luz ultravioleta para eliminar todo tipo de virus y bacterias, pero con la llegada del Covid 19 tuvieron que ser más rigoristas con las bitácoras para asegurar el adecuado mantenimiento de sus filtros y medidas protocolarias.

“Tenemos un tipo de aire que pasa por una serie de filtros de alta eficiencia y aparte pasa por rayos ultravioleta que, cuando entran al quirófano y hay un reciclaje especial para que ese aire jamás esté contaminado”, aseguró la Dra. Pompa González.

Al cuestionarle acerca de las visitas de las autoridades de salud para verificar que sus instalaciones cumplan con los mecanismos de la calidad del aire, la cirujana informó que fueron ellos mismos quienes invitaron a la autoridad para presentarles sus medidas sanitarias.

Por su parte, el director del laboratorio de pruebas Covid para el sector industrial, Josué Glison, afirmó que es importante que se contrate a profesionales que se encarguen de la limpieza de los ductos de aire acondicionado, lo cual debe hacerse cada 15 días, con el objetivo de eliminar cualquier virus que pudiese quedar en los ductos o filtros. 

“El aire acondicionado está diseñado para retornar el aire. Si no tenemos cuidado se pueden infectar los equipos de aire acondicionado. Ya ha habido casos de enfermedades transmitidas a través de éstos”, afirmó el directivo.

Al preguntarle si ha tenido supervisión de las autoridades de salud en cuanto al aire acondicionado, su respuesta fue: ninguna.

Para el Rector de la Universidad de las Californias Internacional (UDCI), Antonio Carrillo Vilches, están preparando los protocolos necesarios para la apertura gradual de las clases presenciales, sin embargo, no considera el uso de los sistemas de luz ultravioleta por ser muy costosos.

El técnico Cristian Rendón agregó que los precios de un filtro regular que detiene el polvo y un sistema de luz ultravioleta tienen mucha diferencia, pues el primero cuesta alrededor de 5 dólares, y el segundo unos 250 dólares, más el costo de la instalación.

En Baja California, si los establecimientos incumplen con las medidas sanitarias que propusieron para mantenerse operando, la sanción es el cierre temporal hasta que comprueben que cumplen con las medidas.

En ese sentido, el Secretario de Economía Sustentable y Turismo del Estado (SEST), Mario Escobedo Carignan, expuso que ellos no aplican sanciones económicas a las empresas que incumplen.

“Si no cumples, se cierra y se te reapertura cuando vuelvas a estar en condiciones de hacerlo”, sentenció.

Como ejemplo refirió que una empresa ubicada en la ciudad  de Mexicali tuvo un rebrote de 8 a 10 personas, por lo que se “cerró para que pudieran sanitizar el lugar, y a las 72 horas la empresa volvió a abrir, y se revisará que cumpla con los protocolos”.

Para Mario Escobedo, es importante que “se cuiden los contagios, la vida de los bajacalifornianos, pero también tenemos que cuidar la economía de las empresas”.

En este mismo sentido, el titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), Esteban Moctezuma, expuso que “los empleadores ya tuvieron un período difícil durante los meses abril y mayo, debemos de ocuparnos en la reactivación económica y continuar manteniendo el liderazgo en Baja California de generación de empleos”. 

Esteban Moctezuma sentenció que muchas empresas han dejado de implementar los protocolos, pero que junto con la Coepris están realizando revisiones aleatorias y visitas por denuncias de trabajadores.

En caso que una empresa esté relajando las medidas sanitarias se determina el cese de la actividad hasta en tanto se corrijan las inconsistencias que se detectan”, afirmó.

Sin embargo, estas medidas protocolarias sanitarias que establecen las mismas empresas y no las autoridades, en muchas de las ocasiones no son respetadas.

Durante la conferencia de prensa para anunciar el reforzamiento de los protocolos en el sector gastronómico, el titular de la Coepris, David González Inzunza, y el secretario General del Consejo Ejecutivo Nacional de Canirac, Miguel Ángel Badiola Montaño, confirmaron que aquellos establecimientos que sean omisos a la normatividad, se les aplicarán multas que van desde los 20 mil hasta los 400 mil pesos.

Sin embargo, no dieron un ejemplo específico de alguna sanción económica que ya sea haya aplicado en Baja California.

Algunas empresas sí cumplen con los protocolos sanitarios adecuados, como es la empresa Ossur Medical México que llevó a cabo modificaciones en sus instalaciones, entre ellas, entradas de nebulización, separación física de los departamentos de producción y cambio del sistema del aire acondicionado para la purificación del aire.

“Tuvimos  que hacer un reemplazo de filtros de los aires acondicionados por cuestiones de temporada, de calidad y pureza del aire. Son cuartos limpios. En las áreas comunes hicieron una renovación completa de los filtros, aumentaron las vueltas de aire”, explicó el director de Ossur Medical México, Eduardo Salcedo Morín.

Otro caso de espacio cerrado son los hoteles que, si bien cuentan con un sistema de aire acondicionado individual para cada habitación, existen espacios compartidos como son la recepción, el lobby, entre otros, donde si no se cuenta con sistemas de filtrados para sanitización, puede haber un riesgo de contagio al formarse aerosoles.

Para la infectóloga Diana Minerva Rojas Flores, la ventilación de un circuito general tendría que evitarse, por ejemplo, si una empresa está ubicada dentro de un edificio, cada oficina o departamento debe tener su sistema de aire acondicionado independiente, de lo contrario, las partículas contaminantes pasarán de una oficina a otra.

Ante ello, recomendó la utilización del cubrebocas en todo momento, como primer filtro, después, el uso de un filtro mayor de 13%, además del uso de luz ultravioleta o carbón activado para que disminuya la concentración de microorganismos y mejore la calidad del aire en espacios cerrados.  

En los próximos meses, ante la llegada del invierno y las bajas temperaturas, se espera un aumento de contagios de Covid 19 a nivel mundial, donde México, particularmente Baja California, no serán la excepción.

Al bajar la temperatura, los humanos buscamos protegernos del frío en espacios cerrados, por lo que aumenta la posibilidad de contagiarse por medio del aire si no se realizan las medidas pertinentes para la purificación del aire de manera adecuada.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *